cabecera_carmenramos
Carmen Ramos en
Carmen Ramos en Facebook
 
borce_cb_inf
|
borde_cb_alt
 
frase

Entrevista: La Opinión de Málaga

PERIÓDICO LA OPINIÓN DE MÁLAGA
19-12-2007

por Cristina Alcaraz. MÁLAGA

LA ENTREVISTA
Carmen Ramos, ESCRITORA DE LITERATURA INFANTIL Y JUVENIL Y PROFESORA DE LITERATURA.

Después de hablar con la profesora y escritoera de liteatura juvenil e infantil Carmen Ramos, uno piensa que algo a priori tan complicado como hacer leer a os jóvenes, además de ser vital, es divertido y menos difícil de lo que parece, sin dejar de suponer un gran trabajo. Apasionada de las letras y creadora, también, de la Caja de las Palabras Mágicas (proyecto de animación a la lectura), actualmente, Ramos se encuentra inmersa en una investigación sobre por qué leen o no los jóvenes y qué les incita a ello, un proyecto aporbado por el Pacto Andaluz de las Letras de la Junta de Andalucía.

-¿Por qué decide comenzar un proyecto sobre la lectura en los jóvenes?

-Porque despues de tener contacto con los alumnos en esa franja juvenil, con sus padres y con mis compañeros porfesores de esas edades, me di cuenta de que existía un vacío en esa etapa lectora de los niños y quería constatar qué pasaba en esas edades, por qué leen y por qué no, qué les influye, qué les desanima, y poner solución a ello.

-¿Qué está viendo ahora en ese estudio?

-El estudio concluirá más o menos para el verano, pero, ono obvstante, ya veo cosas claras, que vienen a demostar mis teorías, como que el sistema educativo está encorsetado en las lectruras. La lectur lúdica, motivadora, está olvidada en el sistema y eso es horrible. Por otra parte, muchos padres se lamentan demasiado y adoptan una postura muy cómoda acusando a la televisión y los videojuegos como causantes de la poca lectura de suys hijos, y no es así; siempre ha habido cosas que nos han entretenido, como jugar en la calle, pero hay que incitar también a la lectura. Pos su parte, muchos profesores se encuentran perdidos y encorssetados con las lecturas obligadas por el sistema educativo y no hacen la lectura amena, también porque supone mucho más trabajo. Aquí tenemos todos un poco de culpa.

-Y, ¿cómo se hace la lectura más amena para los jóvenes?

-A los jóvenes no se les puede imponer un libro de lectura en clase sin opción ninguna. Los jóvenes son rebeldes, no hay que provocar en ellos reacciones de rechazo, sino implicarlos en las elecciones de libros. Los profesores, por ejemplo, en vez de imponer un libro de lectura podrían ofertarles diez y que ellos fueran los que eligiesen entre esos diez, que ellos decidiesen. Además, se podrían crear como círculos lectores en clase para después de las lecturas de los libros, no pedir a los chicos un resumen al poco tiempo, porque lo pueden sacer fácilmente por Internet, es mejor crear debates en clase, implicar a los jóvenes. Esto no quita que se les tenga que imponer leer.

- Pero muchas veces se rechazan las imposiciones.

- Sí no digo imponer títulos, que a lo mejor es algún momneto hay que hacerlo, pero sí imponer leer. Muchos padres me dicen que los chicos se niegan a las imposicionnes, pero si lo pensmos bien, todo lo que anuncian por televisión una y otra vez son imposiciones unas tras otras, y los jónenes las aceptan. Hay que saber negociar con ellos: "Hoy te compras tres cómics y mañana te lees este libro que te dejo yo", cosas así; pero no hacer nada, no. Entrevista Carmen Ramos diario La Opinión

- Habla de un sistema encorsetado, ¿los libros que se ofrecen hoy por el sistema no están adaptados a los jóvenes?

- No, no están adaptados al gusto de los jóvenes, ni mucho menos, aunque también reconozco que muchos jóvenes no saben qué quieren leer. No obstante, insisto en que hay que crear una pequeña animación a la lectura que ahora no exixte, ofertar más libros, involucrar a los jóvenes lectores. Quien cada día lee un TBO puede acabar leyendo El Quijote, lo malo es que no lee nada.

- El informe PISA 'escupe' datos escalofriantes sobre la lectura y sobre la comprensión lectora, ¿qué le parece?

- Bueno, tampoco es para tanto. Yo entiendo que vende más lo negativo que lo normal o positivo y no creo que esté todo tan mal, simplemente podríamos decir que está normal, tampoco bien, pero normal, sí. En cuanto a la comprensión lectora, es verdad que los niños entienden poco lo que leen, pero también todo está provocado por la sociedad en que vivimos, en la que todos vamos con prisas. A los niños les pasa igual, no se paran a entender lo que leen. Por otra parte, con respecto a lo de la comprensión lectora del informe PISAS, hay que resaltar que en Andalucía hay una población inmigrante en los colegios, que no es que tengan incomprensión lectora, es que tienen incomprensión oral. Si un niño de otro país no enitendo lo que se le dice cuando se le habla, cómo va a commprender lo que hay escrito en los libros. Eso no lo especifica el informe PISA, pero sí refleja estos datos.

 
borde_sup

Novedades

 
Publicación de la 2ª edición de libro de poesía Tiempo de arena. Ebook
Portada libro de poesía Tiempo de arena  de Carmen Ramos
 
Publicación del relato:
En medio del viento. Relato
 
Revista Paradores, artículo sobre Antequera: La ciudad encontrada
 
Literatura Infantil y Juvenil. Obras
 
 
Artículo Carmen Ramos

Videos


Blog

La puerta secreta de los libros
 
 
about.me
cajamagica-youtube
triadvisor
       
slideshare cajamagica-scribd blogger
       
Publicaciones Issuu videos Vimeo   Audios Ivoox
borde_inf

 

 

 

 

 

 

 

 

 

borde_cb_inf